Empieza una nueva historia, pero no una cualquiera. La salida de Lionel Messi del FC Barcelona y su fichaje casi al día siguiente por el PSG, han sido dos movimientos históricos que sacudieron el mundo fútbol. La contratación de Leo por el cuadro parisino, confirmada por la familia real de Catar, ha tomado una dimensión inimaginable, pero a la altura del rosarino: se negoció como nunca antes se había hecho por ningún jugador de fútbol. 

De acuerdo a información que avanza la periodista Verónica Brunati, ha sido la propia familia Al Thani, la realeza de Catar (dueños del PSG), la que ha negociado directamente con la familia de Messi.  

Y serán ellos, propietarios de la empresa ‘Qatar Sports Investments’, quienes invertirán y desembolsarán el dinero para su contratación.  

En Catar confirman acuerdo 

El acuerdo entre Leo y el cuadro francés ha sido anunciado por el Emir Khalifa bin Hamad Al Thaninl, miembro de la familia real y una persona muy influyente en el deporte del país; y también por parte de Mohammed Saeed Alkaabi, Miembro honorario del Qatari Arab Club. 

Asimismo, en medio de las negociaciones y de acuerdo a información que avanza el periodista José Álvarez de ‘El Chiringuito’, el PSG ya tiene reservado el lugar en el que anunciará el flamante fichaje de Messi: el símbolo más representativo de París, la Torre Eiffel. 

El cuadro francés ya le puso fecha a esa presentación, la misma que sería el 10 de agosto. La citada fuente añade y recuerda que la última vez que el PSG reservó la Torre Eiffel fue cuando presentó a Neymar, el posiblemente nuevo compañero de Leo. 

El club-estado galo tiene ya detallados todos los flecos de la operación que acabará con Messi en el Parque de los Príncipes. El acuerdo, en un principio, sería por tres temporadas, la última de ellas opcional. Messi cobraría un salario anula neto en torno a los 40 millones de euros, cinco más que los 35 que percibe el brasileño Neymar, reseñó La Razón. 

Reencuentro con su amigo ‘Ney’ 

Neymar, que dejó el Barça por el PSG, sueña con ver a su excompañero (2013-2017), ahora amigo, haciendo el mismo trayecto que él. “Es lo que más quiero, disfrutar con él en el terreno de juego”, dijo en diciembre a la ESPN. 

El brasileño, que felicitó en julio a su “hermano” tras la derrota de su selección contra la Argentina de Messi en la final de la Copa América (1-0), se ha cruzado con el de Rosario en sus vacaciones en Ibiza. 

En una foto difundida por el argentino Ángel di María, otra estrella del PSG, Neymar apareció acompañado de Messi, Leandro Paredes y Marco Verratti en una fotografía de vacaciones. Imagen que fue premonitoria. 

(Depor) 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.